Los gobiernos nacional y porteño coincidieron este martes en que será la Corte Suprema de Justicia la que finalmente deberá solucionar la disputa por el traspaso del subte al ámbito de la Ciudad.

El Ministro del Interior, Florencio Randazzo; y el senador Aníbal Fernández  criticaron al Jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, al que llamaron «caprichoso, infantil, irresponsable» y hasta «vago» por rechazar el intento de Nación de que asuma la administración y control de ese medio de transporte.

Desde la órbita de la Ciudad, la encargada de responder a las críticas fue la Vicejefa de Gobierno, María Eugenia Vidal, quien rechazó las acusaciones y volvió a pedir al gobierno nacional «una reflexión» para que «nos podamos volver a sentar para resolver esta cuestión».

En tanto, Aníbal Fernández insistió en que si Macri continúa negándose al traspaso de los subtes, el tema «deberá enviarse a la Corte Suprema de Justicia».

Además,  recordó que «ya hay un acta firmada entre las dos jurisdicciones, y si persiste en esta actitud vergonzante y sin sentido, deberá enviarse el tema a la Corte, y ésta resolverá en consecuencia».

«Esto ya está acordado y en ejecución, porque una de las cosas que establece el acta es el manejo de las tarifas, que ya las ejecutó y para nosotros con desagrado», precisó Fernández, en relación al aumento dispuesto por el gobierno de la Ciudad, que llevó el boleto del subte de 1,10 a 2,50 pesos.

«Macri no quiere hacerse cargo de los problemas», remarcó Randazzo en referencia a la decisión del Jefe de Gobierno de recurrir  a la Justicia Federal para que se le ordene al Poder Ejecutivo nacional que «se abstenga de ejecutar cualquier acto» que implique continuar con el traslado de los subterráneos a la órbita porteña.

Randazzo señaló que «está claro nuevamente que el transporte del subte es responsabilidad del Jefe de la Ciudad, que tanta veces reclamó».

«Cuando la Presidente le trasfiere el subte con subsidios y se firma un acuerdo el 3 de enero, (Macri) termina en una actitud absolutamente caprichosa, infantil e irresponsable diciendo que no se va a hacer cargo», señaló el ministro  en declaraciones a los medios.

Por su parte, Vidal reiteró que «legalmente» la responsabilidad del servicio de subtes «sigue siendo del gobierno nacional» y no descartó que el conflicto por este tema llegue a la Corte Suprema de Justicia.

Un día después del amparo para que el gobierno nacional se abstenga de realizar «cualquier acto» que implique avanzar en el traspaso del subte, contestó con un «puede ser» cuando se le preguntó si esta cuestión podría llegar al máximo tribunal.

Sin embargo, añadió que «esperemos que no, esperemos que se resuelva antes. Creemos que tenemos todos los elementos como para que podamos volver a la mesa de negociación; incluso esta es una opción que la Justicia puede ordenar».
«Hoy estamos lejos de acordar vía diálogo» el traspaso de la red de subterráneos a la órbita de la Ciudad, argumentó Vidal, por lo que defendió la medida de «no innovar» presentada por la administración porteña ante el Tribunal en lo Contencioso Administrativo número 3.

«Hemos agotado instancias y lamentamos llegar a este punto. Esperemos en las próximas semanas que haya una reflexión por parte del Gobierno nacional y nos podamos volver a sentar para resolver esta cuestión», expresó.

La vicejefa aseguró que «legalmente (el subte) sigue siendo responsabilidad del Gobierno nacional porque el contrato de la empresa que opera el servicio es con el Gobierno nacional» y aclaró que «Metrovías hoy habla con el Gobierno nacional tanto como para recibir el subsidio como para operar el servicio».

Ciudad1

Deja una respuesta