Los buzos rescatistas que buscan desaparecidos en el interior del crucero Costa Concordia tuvieron que suspender sus tareas esta mañana después de que el barco se desplazara imprevistamente en el lugar en que se encuentra encallado, cerca de la isla toscana de Giglio.

El portavoz del servicio de bomberos, Luca Cari precisó que  las labores fueron suspendidas hacia las 8.00 (4.00 hora argentina)  a causa de un desplazamiento de unos pocos centímetros, lo cual  podría suponer un peligro para los buceadores.

Según consignó la agencia de noticias Europa Press, Cari no  informó cuando podrían reanudarse las tareas.

El naufragio del Costa Concordia, ocurrido el viernes a la  noche, ya dejó 11 muertos, en tanto 29 personas permanecen  desaparecidas.

diariohoy.net

Deja una respuesta