Cuatro personas quedaron detenidas luego de vaciar una cuenta bancaria a un empresario. Si bien aún se desconoce cómo los ladrones accedieron a la clave empleada para operar por internet, queda en evidencia la importancia de mantener la computadora limpia de amenazas informáticas.

Los detenidos usurparon la clave de home banking de un empresario del rubro de la refrigeración y realizaron varias transferencias de $50 mil hacia otras cuentas en bancos de Rosario y demás ciudades de la Argentina.

Aún investigan si algunas de las personas que recibieron el dinero en sus cuentas están vinculados a la causa o si se trata simplemente de señuelos de los ladrones para confundir a los investigadores.

El juez Gustavo Pérez de Uurrechu, a cargo de la causa, se mostró sorprendido por el caso, aunque destacó que “hay antecedentes en la Argentina y otras partes del mundo. Sorprende porque son nuevas técnicas que asustan a la gente y llaman la atención”.

El punto que aún no queda claro es cómo se obtuvo la clave de home banking, es decir, si fue copiada o si algún tipo de amenaza informática actuó para enviar a los ladrones la contraseña correspondiente.

También existe la posibilidad de que el empresario haya sido víctima de un caso de phishing, es decir, una página de una entidad bancaria creada por estafadores que es prácticamente idéntica a la original, pero que en realidad se encarga de captar desprevenidos dispuestos a colocar en ella sus contraseñas.

Es importante recordar que los bancos jamás piden vía mail a sus clientes que modifiquen sus datos online.
Fuente: infobae.com

Por Marta

Deja una respuesta