Río Negro: Asumió como ministro el hijo de Pichetto y la Rosada ya le giró 23 millones

Juan Manuel Pichetto –de 34 años- se convirtió en el nuevo ministro de la Producción de la provincia, cargo por el que cobrará $ 32 mil por mes. Será secundado por un Ademar Rodríguez para contrarrestar su falta de conocimientos técnicos. La ascendente carrera política del hijo del senador y los desafíos que enfrentará su gestión.

Amado Boudou recibió la semana pasada en sud epsacho dle Banco Nación al gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck; el senador Miguel Angel Pichetto; el ministro de producción de Río Negro, Juan Manuel Pichetto; y el intendente de General Roca, Martín

El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, dio el batacazo esta semana al designar como ministro de la Producción de la provincia a Juan Manuel Pichetto, hijo del senador nacional ultra-kirchnerista, Miguel Ángel Pichetto.

El hecho de ser pariente directo del hombre fuerte del PJ rionegrino tiene sus beneficios: ni bien asumió, el Ministerio de Agricultura le giró a la cartera productiva de la provincia $ 23 millones para productores de peras y manzanas de hasta 50 hectáreas.

“La gran ventaja que tendrá esta administración con respecto a las anteriores es que podrán contar con importantes fondos provenientes de la Nación en tiempo y forma”, comentó a La Política Online un funcionario del gobierno de Weretilneck.

Pero, ¿está realmente capacitado el hijo de Pichetto para conducir los destinos productivos de Río Negro?, fue el interrogante que LPO intentó develar con varias fuentes conocedoras a fondo de la política y la economía provincial.

El primer punto que remarcan las fuentes consultadas es que el nuevo ministro de la Producción rionegrino será secundado por Ademar “León” Rodríguez, un hombre que hoy es subsecretario, pero que será ascendido a secretario del Ministerio.

Al parecer, Rodríguez es un especialista en todo lo que se refiere a la ganadería y la fruticultura de la provincia. Además cuenta con muy buenos antecedentes en sus cargos anteriores y tiene buen trato con las entidades del sector rural.

Los conocedores del tema indican que éste será el hombre que le aporte conocimiento técnico a la nueva gestión, ya que Pichetto (de 34 años), a pesar de su condición de economista, desconoce la realidad del ámbito productivo provincial.

“Se fue de la provincia de muy chico y apareció pocas veces por aquí ya que su padre, por la actividad que lleva a cabo hace muchos años, decidió radicarse la mayor parte de su tiempo en Buenos Aires”, señaló una fuente cercana a la familia.

Como sea, lo cierto es que el gobernador Weretilneck dio el zarpazo por presión del PJ de Río Negro y designó al hijo de Pichetto en su gabinete, en lugar del renunciante Luis Bardeggia, quien ahora sería interventor del Instituto Provincial de la Vivienda.

Currículum

A partir de la ascendente carrera política de su padre en el Senado de la Nación, y a pesar de su juventud, Juan Manuel Pichetto logró en estos últimos años ocupar importantes cargos muy bien remunerados en el Estado.

El primer puesto importante que ocupó fue el de economista en el Banco Central. Luego, en mayo de 2009 fue designado asesor de Sergio Chodos en la ANSeS, quien se había hecho cargo de la Administración del Fondo para la Garantía de Sustentabilidad.

Pero en octubre de ese mismo año se le presentó su gran oportunidad para dar un salto de calidad. El hijo del senador fue designado director suplente de la empresa Aluar en representación del Estado, secundando a Fernando Fraguío.

Así las cosas, según pudo averiguar LPO, como ministro de la Producción de Río Negro, el hijo de Pichetto cobrará $ 32 mil por mes, ya que el fallecido gobernador Carlos Soria había dispuesto un considerable aumento de salarios para sus funcionarios.

Desafíos de gestión

Más allá de los datos de color, no son todas buenas para el nuevo ministro de la Producción: la actual situación de las principales actividades productivas es delicada debido a las sucesivas sequías que se vienen registrando en la zona en los últimos años.

En diálogo con este medio, el ex ministro de la Producción rionegrino, Juan Accatino, dijo que “la economía de la provincia no puede estar más destruida producto de la ceniza que destruyó la ganadería ovina y de la sequía”.

“Los actuales precios de la fruticultura no alcanzan para cubrir los costos y hay un gran malestar de los productores”, afirmó Accatino, y agregó que “la pesca no logra levantar cabeza; el panorama no puede ser más triste y lamentable”.

Lo cierto es que, según datos privados, en 2006 había un millón de cabezas de ganado en la provincia, mientras que hoy hay apenas 500 mil. Además, en los últimos cinco años se perdieron 1,5 millones de ovejas (se estima que hay 2 millones).

“El desafío que tiene Río Negro hoy por hoy es desarrollar las 250 mil hectáreas de valles sin ríos que hay en la provincia. Es decir, expandir la frontera agrícola y darle continuidad a las políticas que nosotros comenzamos”, manifestó Accatino.

La Política Online

Deja un comentario