EL NUEVO GOBIERNO.Las consultoras privadas estiman que la suba de precios podría llegar a 40% anual en 2016.

Los principales gremios del sector público y el privado negocian  el pago de una compensación extraordinaria por la inflación, que se aceleró en la última parte del año. Los consultores privados atribuyen este comportamiento de los precios a las expectativas que genera lo que suponen una inminente devaluación y unificación del tipo de cambio.
Sindicatos como Metalúrgicos, Comercio, Aceiteros, Peajes, Televisión, las dos fracciones de la CTA (estatales nacionales), empleados provinciales, entre otros, reclaman adicionales que les permitan llegar con algún alivio a la negociación paritaria que arrancará en marzo.
Según Ecolatina, “pese a que noviembre es uno de los meses del año que menor presión inflacionaria suele presentar (baja estacionalidad), los precios de los bienes y servicios subieron el 2,6%”. El Estudio Bein registró un 2,9% y la CGT informó que el valor de la canasta básica aumentó el 3,31%.
Ecolatina señala que los aumentos del mes pasado estuvieron liderados por Alimentos y bebidas, que treparon casi 3%, con algunos productos con alzas incluso superiores al 20% mensual. “Por caso, dentro de los productos lácteos, que registraron aumentos promedio de 4,2%, un litro de yogur de primera marca trepó 20,4%. La carne vacuna subió casi 5% promedio. Se destacan las fuertes alzas en el kilo de colita de cuadril (pasó de $ 148 en octubre a $ 170 en noviembre, 15% más caro), y el kilo de lomo (subió de $ 173 a $ 194, alza mensual de 12%)”, precisa Ecolatina.

Y agrega que “la fuerte suba de precios que se observó en noviembre se extiende a diciembre”, de manera que “la inflación, que culminará 2015 en torno de 27%, podría rápidamente acelerarse a valores cercanos al 40% durante el primer semestre del año que viene si se produce un salto cambiario”.

Según la Cámara de Industria y Comercio de Carne y Derivados, en noviembre el precio de la hacienda comercializada a través del mercado de Liniers subió 10%, acumulando un incremento interanual del 36,2 %.
Por su parte, Consumidores Libres informó que “los laboratorios medicinales aumentaron muchos medicamentos entre un 5 y un 20%”, y a fines de noviembre hubo un alza del 4,5% en las naftas.
Para el Estudio Bein, en noviembre el rubro que más subió fue salud (6,9 %) seguido de alimentos y bebidas (3,7%). Los productos que más se encarecieron fueron carnes, lácteos y huevos, verduras y azúcar, miel, dulces y cacao y bebidas e infusiones. Y calcula para 2016 una tasa de inflación del 38%.
En la misma línea, JP Morgan pronostica que una suba del dólar oficial, aun con una política monetaria restrictiva, llevaría la inflación interanual al 35% a comienzos de 2016 desde el 25% de 2015. Luego descendería gradualmente al 30% hacia finales de 2016.

Fuente: iEco