El presidente uruguayo se quejó porque el diario argentino lo “saca de contexto” y lo “utiliza para alimentar» las peleas de la política argentina.
El presidente de Uruguay, José «Pepe» Mujica, salió al cruce de publicaciones de su país y de Argentina, al señalar que publican declaraciones suyas fueras de contexto, y advirtió acerca de “darle pelota a Clarín” y a los diarios uruguayos El País y Búsqueda.

En declaraciones a la publicación dominical Miradas al Sur, Mujica expresó su «agotamiento» por la manipulación periodística a ambos lados del Río de la Plata, mientras que respecto a su difundida frase de que la Argentina «es un país partido en dos», sostuvo: «Cuando publican estas cuestiones lo hacen un poco fuera de contexto, en forma recortada».

«Mi sentimiento para con el pueblo argentino es el de siempre, soy su amigo. Ya lo he dicho: por lo menos, a nuestras costas llegan los defectos y no algunas de las virtudes, que sería lo más interesante. No los tengo que idealizar, pero los argentinos son mis compañeros, mis compatriotas», afirmó el mandatario oriental.

Mujica dijo que «los argentinos no son difíciles ni fáciles, son la cosa más parecida que hay a nosotros, solamente que en una escala más grande, porque son más grandes y más ricos. Nada más. Si en la Argentina les van a dar pelota a Clarín, El País y Búsqueda…

«En términos directos, acá en el Uruguay (esos medios) están en una campaña tratando de que aparezcan las contradicciones en nuestra fuerza política (por el Frente Amplio), y mostrarnos como que nos estamos matando. En el plano internacional, están buscando todo lo que pueda aparecer que sirva para una fractura», agregó.

Al ser consultado sobre el intento de Clarín por hacerle una entrevista en este momento político, el jefe de estado uruguayo dijo creer que «utilizan estas cosas para alimentar las contradicciones internas de la política argentina. Entonces, me quieren utilizar a mí para darles razones a las diferencias de fondo que tienen en la Argentina, y me parece que sirve de poco, especialmente cuando a uno lo sacan de contexto».

«Hace tres años, acá en el Uruguay, me pegaron porque yo dije que quienes están en el gobierno argentino iban a ganar de vuelta, y seguramente que en la Argentina me van a pegar el doble por eso, pero es lo que pienso. A algunos argentinos conozco y algo camino por ahí, y tengo que tener en cuenta que ésa va a ser la realidad política de nuestros queridos vecinos», analizó.

En cuanto a las relaciones bilaterales, el presidente uruguayo dijo que «por la muerte de Néstor no cambió nada. Yo trato de tener -y creo que tenemos- la mejor relación posible, lo cual no quiere decir que no tengamos contradicciones que surgen de nuestra propia sociedad. Pero hay una gran diferencia, esas contradicciones no nos arrastran, y este gobierno de este pequeño país tiene una decisión bien clara: hay 300, 400 mil uruguayos viviendo allí, que no se sienten extranjeros».

«De todas las emigraciones uruguayas, en el único país donde no se sienten extranjeros es en la Argentina. Ya sólo ese hecho obliga a cualquier gobierno uruguayo. Por lo tanto, los líos que pudiéramos tener son líos de familia, así que eso hay que descontarlo», dejó en claro el jefe de Estado del país vecino.
Fuente: Télam

Por Marta

Deja una respuesta