Marcelo Gallardo: “Si nos dejamos llevar por la euforia, podemos llegar a sufrir”

El entrenador de River anticipó el duelo de semifinales del Mundial de Clubes ante Al Ain y habló de cómo influye la reciente consagración en la Copa Libertadores. También hizo referencia a las diferencias con la experiencia del 2015

Los festejos por la obtención de la Copa Libertadores no terminaron, pero River ya tiene en mente un nuevo objetivo. Este martes, a las 13:30 de Argentina, debutará en el Mundial de Clubes en la instancia de semifinales ante Al Ain de Emiratos Árabes y Marcelo Gallardo ya piensa en cómo afrontar ese desafío.

“El deseo es jugar la instancia final, no sabemos con quién. Para eso, tenemos que ganar mañana. Sería de mucha importancia para nosotros jugar la final y ganarla. Es un objetivo y un desafío muy lindo”, dijo el Muñeco en conferencia de prensa.

El entrenador de River no confirmó la formación titular para el duelo del martes y adelantó que la terminará de definir en la práctica de esta tarde. Deslizó, sin embargo, que Rafael Santos Borré podría regresar en la delantera tras haberse perdido la final ante Boca por una suspensión.

Respecto de cómo se imagina el debut ante Al Ain, Gallardo señaló: “Va a ser un partido bastante duro. Ellos han demostrado que tienen bien merecido jugar esta instancia. Es un equipo que tiene entusiasmo y que es peligroso cuando ataca. Nosotros intentaremos tener un fuerte grado de concentración para no sufrir y no dejarnos sorprender. Intentaremos hacer nuestro juego y atacar, que es lo que nos dio el privilegio de volver a jugar el Mundial de Clubes”.

“Es una sensación muy linda haber conseguido esta chance. Trataremos de disfrutarla y de aprovecharla al máximo. Estamos en un momento de mucha ilusión y haber llegado hasta acá nos hace motivarnos. El entusiasmo de haber vivido un momento histórico y de haber ganado la Copa Libertadores nos hace tener la ilusión de ganar este título también”, recalcó el DT.

En el Mundial de Clubes del 2015, River llegó hasta la final y perdió en esa instancia por 3-0 ante el Barcelona de Lionel Messi y Neymar. Respecto de las diferencias entre aquella experiencia y la actual, Gallardo planteó: “En el 2015 la Copa Libertadores había finalizado hacía seis meses, con todos los cambios que eso significa. En esta venimos de conquistar la Copa y estamos a punto de jugar este Mundial. Tenemos el envión y la energía de haber ganado, contamos con el mismo plantel y el mismo equipo. Es una postura totalmente distinta y nos viene muy bien”.

“Yo me siento representado por mis jugadores”, sostuvo el DT. Y, en ese sentido, hizo hincapié en la capacidad del plantel para “cambiar el chip” de la Copa Libertadores al Mundial de Clubes: “Este equipo sabe poner las cosas en su lugar. Este grupo de jugadores entiende lo que es obtener este logro tan importante que, para el hincha de River, ha sido una de las cosas de mayor importancia en la historia del club. Pero hay que saber diferenciarlo e intentar que eso juegue positivamente y no negativamente. Los primeros días fueron de euforia, alegría y festejos, pero cuando pisamos este territorio nos empezamos a enfocar en lo que viene: otra competencia con el ánimo de buenas sensaciones. Si nos dejamos llevar por la euforia, la podemos pasar mal. Los jugadores lo entienden y no creo que vayamos a sufrir”.

“El Muñeco” reconoció que aún no pudo disfrutar a pleno del histórico triunfo ante Boca en la final de la Copa y consideró que recién podrá hacerlo cuando finalice la participación en el Mundial de Clubes y regrese a Buenos Aires. Su mayor aspiración es volver con un nuevo título debajo del brazo.

“Lo que se consiguió va a ser eterno y los jugadores van a ser reconocidos por siempre. Conociéndolos, sé que no se van a quedar con eso, sino que van a querer ganar mañana”, confió.

Fuente: Infobae