ENCUENTRO DEL MERCOSUR

En Asunción, dijo en su primera cumbre regional que «debemos acordar con la Unión Europea» y con los países de la Alianza del Pacífico”. El presidente Maduro no fue al encuentro que se realiza en Asunción.

A las 9.55, Mauricio Macri aterrizó en Asunción del Paraguay para su primera gira presidencial. El mandatario argentino arribó en un avión privado al Aeropuerto Internacional Silvio Pettirossi para participar de la 49 Cumbre del Mercosur con sus colegas de región. Hay una ausencia sintomática: no está Nicolás Maduro, justo cuando el líder del PRO le reclamará a su par venezolano por la liberación de los presos políticos en su país.

Macri habló hoy por primera vez en una cumbre del Mercosur y reclamó: “Pido la pronta liberación de los presos políticos en Venezuela”.

«La democracia es una forma de vida. Un pacto de convivencia entre personas que piensa distinto», dijo el Presidente argentino.

“Vemos con agrado asumir el resultado de las elecciones en Venezuela”, a lo que calificó como “un paso adelante”. Reclamó “prudencia a la oposición de Venezuela” pero pidió trabajar “incansablemente una cultura democrática, una democracia que incluya a todos”.

Luego dijo que “el Mercosur es un proyecto de futuro que nos fortalezca ante las situaciones de adversidad”.

“El Mercosur es un proyecto de largo plazo, de verdadwero proyecto estratégico”. Y dijo que para eso, “no hay un solo manual”. Destacó la “flexibilidad” como un mérito para las relaciones entre los miembros de ese nucleamiento regional.

Y afirmó: “No queremos un Mercosur a dos velocidades, para señalar que “debemos acordar con la Unión Europea- Y pienso también en nuestros amigos de la Alianza del Pacífico”.

Macri llegó a una Paraguay «tomada» por una huelga general. La amenaza de piquetes obligó al presidente Horacio Cartes a anunciar que no permitirá los bloqueos. Esta no será la única coincidencia con el argentino: Paraguay es el otro país del bloque con posición más dura frente a la situación política en Venezuela. Brasil y Uruguay, en cambio, evitan presionar a Maduro, quien mandó en representación a su canciller Delcy Rodríguez.

Para la declaración final de la cumbre, se especulaba anoche, habría un punto intermedio: según adelantó a los periodistas argentinos la canciller Susana Malcorra, «se incluirán todos los temas de derechos humanos en la región», dando a entender que no habría menciones puntuales contra Venezuela. Eso quedaría para los discursos.

En el encuentro que se hará hoy en la sede de la Confederación Sudamericana de Fútbol, además de Macri y Cartes, están Dilma Rousseff (Brasil), Tabaré Vázquez (Uruguay), Evol Morales (Bolivia) y Michelle Bachelet (Chile).

Macri viajó acompañado por el jefe de Gabinete Marcos Peña; el secretario de Asuntos Estratégicos Fulvio Pompeo, y Humberto Schiavoni, nuevo titular ejecutivo de la Entidad Binacional Yacyretá. El presidente partió a las 8.15 desde Buenos Aires en un vuelo privado.

Fuente: Clarin