Laura Ramírez explicó por C5N que «en varias ocasiones» le intentaron robar el auto a su esposo, pero «siempre reaccionó tranquilo». «Mis hijos durmieron conmigo y ya saben que mataron a su padre», agregó

La esposa del profesor de música asesinado durante un asalto exteriorizó hoy toda su indignación por el crimen de su esposo en Avellaneda y aseguró que el docente sufrió intentos de robos y hasta de «secuestros express», pero atribuyó esa situación a «la inseguridad» que hay en esa zona.

«Lo mataron porque sí. No se resistió, jamás reacciona y siempre que le pasó algo así entregó el auto muy tranquilo», precisó Laura Ramírez, madre de los pequeños de 9 y 7 años y de una beba de cuatro meses.

Moleta ya tenía otros dos hijos de un matrimonio anterior, de 25 años la mujer y de 22 el varón.

La señora remarcó que anoche tuvo que dormir con los hijos, quienes estaban en un delicado estado psicológico porque según dijo «ya saben que su papá murió».

«Los chicos nunca cruzan la calle solos, no los dejo, y ahora tuvieron que cruzar solitos toda la avenida Mitre», relató en declaraciones a C5N.

Fuente: Infobae

Por Leo

Deja una respuesta