El ex embajador de Panamá frente a la OEA, Guillermo Cochez, destituído por criticar la situación interna en Venezuela, no sólo asegura que las fotos de Hugo Chávez junto a sus hijas publicada recientemente por el chavismo son falsas sino que sostiene que el mandatario «se rehúsa a seguir siendo utilizado por los que están ahora en el poder». Entretanto desde el chavismo insisten en hacer como si no pasara nada.

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24) – El ex embajador de Panamá en la OEA, Guillermo Cochez, aclaró hoy en Noticias AM que jamás emprendió una cruzada contra ningún gobierno, pero no se arrepiente de lo que expresó sobre Venezuela y que significó su destitución, porque ese día hizo lo que su conciencia le mandaba, habló como embajador multilateral, defensor de los principios democráticos, de la libertad de expresión.

Cochez fue reemplazado de su crago diplomático en enero, luego de criticar la situación interna en Venezuela con respecto a la salud de Hugo Chávez.

Cochez aseguró que Insulza dice que todo está bueno en Venezuela por el manejo oficial dado a la enfermedad del presidente Hugo Chávez.

Según Cochez, la foto en la que Chávez sale con sus dos hijas leyendo el diario cubano Granma es totalmente falsa, un montaje, porque una de las hijas aparece con la nariz que tenía antes de hacerse una cirugía estética hace un año.

“Las pruebas así lo determinan”, dijo Cochez, al tiempo que se preguntó como Insulza no sabe que nadie ha visto a Chávez.

Cochez, que se encuentra en Panamá tras ser destituido del cargo en la Organización de Estados Americanos (OEA) el pasado 17 de enero, habló del aluvión de rumores en torno a la salud de mandatario venezolano, que regresó el lunes a su país tras someterse a una cuarta operación de cáncer el 11 de diciembre en La Habana.

«Hay quien dice que está muerto (…) yo creo que está vivo» y «que él (Chávez) se rehúsa a seguir siendo utilizado por los que están ahora en el poder» en Venezuela, aseveró el exembajador y abogado de profesión sin más explicaciones.

El vicepresidente venezolano, Nicolás Maduro, está al frente del Gobierno por decisión de Chávez, quien en diciembre pasado lo definió como su sucesor y pidió a sus seguidores que votaran por él en unas eventuales elecciones que deben celebrarse en caso de que el cáncer le impida asumir el poder para el que fue reelegido por tercera ocasión consecutiva en octubre pasado.

El retorno de Chávez a Caracas no ha cambiado el hermetismo oficial en torno a su condición de salud, mientras que los rumores al respecto no cesan.

En una entrevista este jueves con el canal RPC de Panamá, Cochez reconoció que cometió un acto de «indisciplina» el pasado 16 de enero, cuando criticó la situación interna de Venezuela en el foro hemisférico sin la autorización de su Gobierno, pero justificó que lo hizo por su compromiso con la democracia y la libertad.

«Yo cometí un acto de indisciplina» pero gracias a eso «el mundo entero sabe lo que está pasando en Venezuela», donde «hay una democracia enferma y eso debe ser analizado en la OEA», aseveró el exfuncionario diplomático, que se definió como un «defensor de la democracia» tanto de su país como de Latinoamérica.

Criticó duramente el funcionamiento del Ministerio de Exteriores de su país, e incluso aseveró que la nota oficial panameña que comunicaba su destitución a raíz de sus críticas a Caracas «la mandó la misión de la República Bolivariana de Venezuela» en la OEA a todas las misiones del organismo.

«Nos falta un poquito más de seriedad en el asunto de las misiones diplomática», opinó Cochez, quien aseguró que en adelante se dedicará a la docencia universitaria y a su carrera de abogado.

En este contexto, el ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Elías Jaua, afirmó este jueves que Chávez batalla por su recuperación sin abandonar sus competencias, cuando se cumplen 72 horas de su regreso al país sin que el Gobierno haya ofrecido ningún dato sobre su salud.

Jaua destacó «la condición de dignidad» del mandatario por estar «dando una batalla por la recuperación sin abandonar su competencia», en declaraciones al canal Telesur.

Entretanto, el canciller pidió al líder opositor, Henrique Capriles, quien derrotó al propio Jaua en las pasadas elecciones de diciembre para la Gobernación del céntrico estado Miranda, «dejar su desespero» por la Presidencia.

«El uno es gobernador y abandona sus competencias por una obsesión presidencial, el otro, el comandante Hugo Chávez, está en un proceso de enfermedad compleja pero no abandona sus competencias», agregó, al comparar a Chávez con Capriles.

Urgente24