Michael Zehaf-Bibeau nació en la provincia de Quebec. No pertenecía a ninguna organzaición, aunque su pasaporte ya había sido confiscado por ser pasajero de «alto riesgo»

Crédito foto: twitter

Michael Zehaf-Bibeau nació en Quebec, Canadá; y se había convertido al islam hacía poco tiempo. Su pasaporte fue recientemente confiscado después de que se lo catalogara como pasajero de «alto riesgo» por sospechosos vínculos con yihadistas.

Zehaf-Bibeau tenía un récord policial por delitos menores y había sido arrestado varias veces por drogas y robos.

El joven era hijo de una alta funcionaria federal y vivió una vida de colegios privados y estabilidad económica. Tenía planes de viajar pronto a Medio Oriente para unirse a los combatientes islamistas en Siria.

Por su parte, el primer ministro canadiense, Stephen Harper, dijo que su país «no será intimidado» y que redoblará sus esfuerzos para combatir el terrorismo.

Harper compareció ante las cámaras de la televisión canadiense desde un lugar no revelado para condenar los dos ataques «terroristas» que se han producido en Canadá en los últimos tres días en referencia a la muerte el lunes en las cercanías de Montreal de otro soldado canadiense, atropellado por un joven «radicalizado».
AFP

«Por segunda vez esta semana se ha producido un ataque brutal y violento en nuestro territorio. Hoy nuestros pensamientos y oraciones están con la familia y amigos del cabo Nathan Cirillo», dijo Harper.

El primer ministro canadiense añadió que la muerte el lunes del suboficial Patrice Vincent, de 53 años, fue causada por «un terrorista inspirado en el Estado Islámico».

Las palabras de Harper son las primeras de un miembro del Gobierno canadiense, que calificó los ataques de esta semana como «terroristas» y vinculados con el grupo extremista ISIS.

Fuente: www.infobae.com