El Gobierno reabrirá el canje de la deuda desde hoy y hasta fin de mes. La medida apunta a darles una nueva oportunidad a los tenedores de u$s 6.000 millones de títulos argentinos aún en default, de los cuales se estima que hay u$s 4.500 millones en poder de fondos buitre.
La operatoria en esta oportunidad será diferente de la efectuada en el segundo trimestre del año, dado que no participarán bancos del exterior como asesores financieros ni tampoco organismos de regulación de mercados de otras plazas. Sólo participará la Caja de Valores, entidad que a su vez tiene cuentas en las principales cámaras de compensación de valores del exterior.

El menú de títulos a ofrecer será el mismo que en el anterior canje: el ministro Boudou y el secretario de Finanzas, Hernán Lorenzino, decidieron mantener las mismas opciones (el Par y el Discount en las respectivas monedas) a cambio de los papeles que siguen en default.

No hay, según confiaron fuentes oficiales, una hipótesis de aceptación de esta nueva oportunidad que se abre a los bonistas. «Cada dólar que entra es un dólar menos de juicio», señaló esa fuente. Tampoco habrá costos de abogados.

Con el canje de la deuda efectuado en 2005, el 92% de los títulos en default había sido reestructurado. Los porcentajes de adhesión a esperar son menores, dado que los fondos buitre apuestan a cobrar el 100% de la deuda a través de los juicios que plantearon (por ahora con escaso éxito).

Fuente:diariohoy.net

Por Marta

Deja una respuesta