La presidenta no quiere nombrar a los directores de la AFCA, para evitar denuncias a los medios ligados al Gobierno que no respetan la ley, como los adquiridos por Cristóbal López. Instruyó a Rossi y Pichetto a congelar la bicameral encargada de integrar ese organismo. “Tenemos que hacer un gran escándalo”, propuso el radical Aguad.

La Politica Online

Cristina Kirchner no quiere que la oposición ocupe los lugares que le corresponden a la Autoridad Federal de Comunicación Audiovisual (AFCA) y Radio Televisión Argentina ((RTA S.E.), para evitar que allí denuncian a los medios cercanos al Gobierno que no cumplen la ley de medios, como los recientemente adquiridos por Cristóbal López.

Para eso, la presidenta instruyó a Agustín Rossi y a Miguel Pichetto, jefes de los bloques de diputados y senadores kirchneristas, a congelar la Bicameral Permanente de Promoción y Seguimiento de la Comunicación Audiovisual, que tiene pendiente el nombramiento de los directores de la oposición.

La Bicameral sólo se reunió el 9 de diciembre de 2009, horas antes de que el kirchenrismo resignara la mayoría en el Congreso, para nombrar a los directores del oficialismo.

Los desencuentros entre la oposición y las mañas del kirchnerismo la congelaron en los dos años siguientes y en diciembre, con el Gobierno otra vez con la mayoría parlamentaria, fue conformada nuevamente.

Pero tras ese gesto, los líderes oficialistas no la convocaron en todo el semestre y tampoco lo harían en el resto del año por orden estricta de Cristina, según pudo saber LPO.

“Nosotros ya propusimos los dos directores del radicalismo pero como la bicameral no se reúne no pueden asumir. Tenemos que hacer un gran escándalo con esto”, reclamó el diputado radical Oscar Aguad, en diálogo con LPO.

La ley de Medios aprobada en 2009 y celebrada por el Gobierno, establece que el AFCA debe conformarse por un presidente y director designado por el Poder Ejecutivo y otros tres nombrados por la bicameral, de los cuales uno debe ser de la fuerza que controle el Congreso y los otros de la primera y la segunda fuerza de la oposición. La misma conformación prevé para Radio y Televsión Argentina Sociedad del Estado ( RTA S.E.)

Si se cumpliera, el Gobierno podría desempatar cualquier votación con el presidente. Pero no es esa ecuación la que lo inquieta, sino los incumplimientos en los que cayeron los medios cercanos a la Casa Rosada.

El caso más reciente es la compra del grupo de medios de Hadad por parte de Cristóbal López, una adquisición que incumple con la ley de medios porque le deja al empresario cristinista 2 radios más que las permitidas.

También recaería la lupa opositora sobre las empresas con participación medios que serían contratistas del Estado, como Electroingeniería y los mendocinos Daniel Vila y José Luis Manzano, dueños de América.

“El problema es además que la bicameral tiene amplias competencias y no funciona. Tendría que controlar le plan bianual de licencias y recibir informes de los presidentes de AFCA. Mariotto, por ejemplo, tendría que haber rendido cuentas antes de irse”, apuntó la ex diputada radical Silvana Giúdice, propuesta por la UCR para integrar Radio y Televisión Argentina. El entrerriano Gustavo Cusinato, también ex diputado de la UCR, se sumaría a AFCA, en caso de que el kirchnerismo lo dispone.

El jefe del bloque de diputados, Ricardo Gil Lavedra, incluyó este reclamo en la presentación que hizo para objetar la reciente compra de los medios de Hadad. Pero no encontró respuesta.

Deja una respuesta