La Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (CARBAP) presentó una propuesta a los distintos bloques de legisladores y funcionarios provinciales para «encauzar» una solución para el sector por el «camino del diálogo» y evitar el «impuestazo».

Según detalló, la propuesta toma como referencia la última valuación efectuada en 2003 por las Comisiones Locales -en la que hubo participación del gobierno provincial- para «proceder a su actualización con criterios vinculados a la producción, no al valor venal, especulativo ni inmobiliario».

En este sentido, se vinculó la evolución de los precios de un conjunto de producciones agropecuarias destacadas en la provincia, entre 2003 y 2012 como la soja, maíz o girasol, ponderando la superficie en hectáreas ocupada por cada actividad, lo que dio como resultado un índice corrector.

Asimismo, se contempla el «pago de una cuota extraordinaria» para el impuesto inmobiliario rural de 2012 para mostrar el «compromiso» como productores, resaltó la organización.

La CARBAP presentó la propuesta «frente al impuestazo provincial» con el objetivo de «encauzar por el camino del diálogo y el consenso» las «necesidades financieras» de la provincia y la «sustentabilidad productiva» del interior de la Provincia.

«Ante este panorama de inundaciones y luego de tener 75 distritos en emergencia por sequía e inclemencias climáticas, intentar forzar un aumento tributario sin consenso de las entidades es de una gran irresponsabilidad», señaló el presidente de CARBAP, Alberto Frola, en un comunicado.

Frola afirmó que «el señor gobernador (Daniel Scioli) será el único responsable por los que pueda ocurrir en la provincia, ya que parece que no le interesa escuchar a nadie del sector, ni a los intendentes, ni a los Concejos Deliberantes de los distritos del interior para la toma de sus decisiones».

Fuente: Diariohoy.net

Deja una respuesta