Será de 16.625% y surge de la tasa de Badlar más 400 puntos básicos. Así lo informó la Anses que aportará el dinero desde el Fondo de Garantías de Sustentabilidad. De la Rúa, Cavallo y Marx fueron procesados por canjear bonos a esa tasa.

Daniel Scioli pagará una tasa de 16.625% por los 600 millones que le prestó Cristina Kirchner para cancelar los aguinaldos, superior a la que cobraron los Bancos que trabajaron en el megacanje de 2001.

Por esa operación, que tenía como objetivo salvar la convertibilidad y tuvo una tasa del 16%, en septiembre del 2006 el juez federal Jorge Ballesteros procesó a Fernando De la Rúa, Domingo Cavallo, Daniel Marx, y el banquero estadounidense David Mulford y varios banqueros.

Aunque sólo De la Rúa y Marx (ex secretario de Finanzas) lograron ser absueltos, la causa está apunto de caerse. Pero el antecedente pesa en el Gobierno, tal es así que en 2008 Hugo Chávez tomó deuda al 16% y encendió la alarma de la Casa Rosada.

Según informó la Anses, que hará el desembolso a través del Fondo de Garantías de Sustentabilidad (FGS), el gobierno bonaerense pagará un interés de la tasa de Badlar, que está en 12.625%, más 400 puntos básicos. Esa cuenta llega a 16.625%.

La garantía será la coparticipación federal asignada a Buenos Aires, dinero que la Nación gira en forma automática porque surge de un porcentaje específico de la recaudación. Por lo tanto, para este y otro Gobierno no será nada difícil obligar al gobernador de turno a pagar.

El interés del 16.625% significa también una tasa mayor a la percibida por la letra provincial emitida ayer, que es de entre el 15 y el 15.9 por ciento.

El Fondo de Garantías de Sustentabilidad surgió en 2009 con la cartera de activos captada de la nacionalización de las AFJP. Lo maneja la Anses y al 13 de julio concentraba 214.713 millones de pesos, según datos del organismo presidido por Diego Bossio.

Bossio justificó la inversión en bonos provinciales con una cita a la ley del sistema integrado de jubilaciones y pensiones, sancionada en 1993, como parte de una serie de reformas impulsadas por el propio Cavallo.

Sostuvo que como fondo anticíclico y a tono con el inciso B del artículo 74 de esa norma, puede invertir en “títulos valores emitidos por provincias, municipalidades, entes autárquicos del Estado nacional y provincial empresas del Estado nacionales, provinciales o municipales, hasta el treinta por ciento”.

“El FGS tiene una cartera de inversiones que asciende a $ 214.713 millones, al 13 de julio. Entre sus activos cuenta con títulos/letras emitidos por gobiernos provinciales que ascienden a $ 964 millones”, recordó la Anses en un comunicado

Y remarcó que “una porción significativa de la tenencia de los activos es producto de la compra, por parte de las AFJP, de títulos públicos provinciales”, entre ellos en “Buenos Aires, Córdoba, Mendoza, San Juan, Tucumán, Chaco y Misiones”.

Fuente: La Política Online

Deja una respuesta