El presidente colombiano aceptó la renuncia de Miguel Peñaloza, ministro de Transporte, quien estaba involucrado en un escándalo por corrupción. Se desconoce quién lo reemplazará

Crédito foto: EFE

El presidente Juan Manuel Santos aceptó, este viernes al mediodía, la renuncia de Miguel Peñaloza al Ministerio de Transporte. El funcionario estaba involucrado en un caso de corrupción y esto habría sido tenido en cuenta por el mandatario.

La renuncia se da en un marco en el que Santos había solicitado el cese laboral de 16 ministros que cumplieron dos años de mandato.

Peñaloza es el segundo alto funcionario en dejar el cargo, tras la salida el jueves de Juan Carlos Echeverry de la cartera de Hacienda.

Para aceptar la renuncia del ministro de Transporte, todo indica que el jefe de Estado tuvo en cuenta los contratos que Peñaloza habría ejecutado con el Estado a través de una empresa familiar.

Existe actualmente una investigación preliminar en curso para establecer si el ahora ex ministro incurrió en alguna irregularidad, encabezada por la Fiscalía General de la Nación y la Procuraduría General de la Nación.

Consultado sobre el tema, el entonces ministro admitió que vendió la compañía hace varios años aunque ésta volvió a pertenecer a su familia gracias a un pacto de retroventa firmado en 2006 que se hizo efectivo.

“Que haya familiares de funcionarios que contraten con el Estado sucede en muchísimas circunstancias”, aseguró Peñaloza, defendiéndose.

Fuente: El Espectador – Infobae

Deja una respuesta