Cuando intentó hacerse la enigmática, ya era tarde. Patricia «Coki» Ramírez confesó ayer que mantuvo «una relación fuera de cámaras con Marcelo Tinelli» en el programa de Jorge Rial. Sin embargo, cuando los panelistas intentaron indagar y sacar más datos, la cantante los cortó en seco: «me voy a meter en un lío bárbaro, no puedo contar».

Ramírez reconoció que su enojo por haber sido alejada repentinamente de ShowMatch. «No tengo la posibilidad de ir al piso y besarlo, pero bueno, la historia debe pasar por otro lado ahora. Me da bronca que quedó inconclusa», indicó. Luego, soltó una frase que podría tentar a la producción de Tinelli para invitarla otra vez: «le dije a Marcelo que si voy al piso otra vez le parto la boca de un beso».

La cordobesa no quiso dar más detalles al respecto («pregúntenle a él», sugirió) y cerró el tema con un mensaje conciliatorio para Tinelli. «Más allá de que haya habido o no sexo, él me respeta como artista y eso me pone súper feliz», señaló.

Fuente: La Gaceta

Por Leo

Deja una respuesta