Militantes del sindicato de Hugo Moyano impiden el ingreso a esa empresa estatal para verificar si los choferes de las empresas que transportan líquidos cloacales están afiliados a ese gremio.

El gremio de Hugo Moyano ha bloqueado nuevamente el acceso a una planta. Esta vez, es el turno de la empresa estatal AySA.

La planta está ubicada en la locialidad de Aldo Bonzi, en el conurbano bonaerense. Allí, militantes del sindicato de Camioneros verifican si los conductores privados que transportan líquidos cloacales están afiliados al gremio de los Moyano.

Según la empresa estatal, la medida de fuerza no perturba el funcionamiento de esa terminal del Conurbano, pues pretenden controlar que esos choferes de empresas privadas estén adecuadamente enrolados en el Sindicato de Choferes de Camiones.

Resulta llamativo que esta vez el bloqueo ocurra en una empresa estatizada por la gestión kirchnerista. Y que además, suceda en momentos en que Moyano pulsea por defender su poder político en el PJ bonaerense, ante la tirantez de los poderosos intendentes del Conurbano.

Fuente: Clarín

Por Leo

Deja una respuesta