Evo Morales insistió en que ese país carece de autoridad para certificar la labor de cualquier otra nación sobre el tema. También recordó que en Estados Unidos creció el mercado de drogas ilícitas.

Evo Morales se refirió a esta cuestión por segunda vez en tres días, luego del informe presentado al Congreso de Estados Unidos por el presidente Barack Obama, en el cual criticó la gestión de Bolivia en la lucha contra el narcotráfico.

«¿Quiénes realmente tienen autoridad para certificar o descertificar? Si fuera legítimo, legal, tal vez le correspondería a Bolivia descertificar a Estados Unidos», insistió Morales, según recogió Prensa Latina.

Recalcó que la Comisión Internacionalde Fiscalización de Estupefacientes informó que «el mercado ilegal de las drogas ilícitas sigue creciendo en Estados Unidos» en tanto su país redujo en 12 por ciento los cultivos ilegales de coca en el 2010 y 2011.

Para Morales, las consideraciones de Estados Unidos sobre la lucha antidrogas de Bolivia y otros países de la región «tienen un sesgo político, unilateral y oficioso».

Con datos dela Junta Internacionalde Fiscalización de Estupefacientes de las Naciones Unidas, recalcó que el mayor flujo mundial de dinero en torno a las drogas se mueve en Estados Unidos, «convertido, por paradoja, en el juez antidrogas del planeta».

«El mayor receptor del dinero de las drogas en todo el mundo es Estados Unidos. Imposible que una potencia no sepa cuánta plata se mueve (en su territorio), plata que viene del narcotráfico», remarcó el mandatario.

Télam

Deja una respuesta