Boca Juniors empató 0 a 0 con Lanús en La Bombonera y terminó dándole una mano a su eterno rival, que se ubica ahora a dos unidades del «granate». El «xeneize» tiene apenas 8 puntos en el torneo.

En el marco de un encuentro apenas discreto, con escasas emociones frente a los arcos, el `Granate` hizo su propio negocio porque sacó un punto más de ventaja en lo más alto (18), quedando por encima de la línea de los escoltas Newell`s (perdió ante Colón de Santa Fe) y River Plate (le ganó a Racing en Avellaneda).

Boca, por su lado, con la cabeza puesta en la Copa Libertadores, reúne una racha por demás insólita en el certamen local: lleva 7 encuentros sin ganar (5 empates, 2 derrotas).

El partido estuvo suspendido en dos ocasiones por una baja de tensión en el sistema lumínico de la Bombonera en el primer período. Pero en ambas oportunidades, el juego se reanudó rápido y concluyó, más tarde, sin mayores inconvenientes.

Lo cierto es que las luces faltaron también, dentro del campo de juego. Porque Lanús se sintió cómodo con la posibilidad de rescatar un punto y porque al `Xeneize` le costó encontrar precisión y contundencia en los metros finales, un déficit que ha exhibido en lo que va del certamen.

Por lo pronto, el conjunto de la Ribera dio una imagen diferente a la mostrada en buena parte del semestre, a punto tal que esta noche se erigió en un equipo sólido, compacto y sin fisuras defensivas. Inclusive ante un rival de la talla del `Granate`.

Pero Boca ejecutó solamente una parte del plan (el defensivo) y luego penó con la generación de juego, más allá de que Román Riquelme mostró movilidad en el arranque y de sus pies salieron las mejores jugadas.

En el segmento inaugural, Boca tuvo dos oportunidades claras. La primera, con un remate de Riquelme que se fue apenas desviado y la segunda, más nítida aún, tras una salida en falso de Diego González que le permitió a Palacios robarle la pelota y pasársela a Blandi, que remató a la carrera e hizo rebotar el disparo en el poste izquierdo de Marchesín.

Lanús, en esos 45m. iniciales, dependió de lo que, por izquierda, pudiera generar el tándem Velázquez-Regueiro, tratando de desbordar al uruguayo Emiliano Albín. Sin embargo, al conjunto del mellizo Guillermo Barros Schelotto se le hizo difícil poner mucha cantidad de hombres en terreno adversario y casi que no inquietó a Agustín Orión.

En la segunda mitad cambió un poco el panorama, porque el `Granate` se adelantó en el terreno e hizo circular mejor el balón. Pero, a diferencia de otros partidos, al visitante le faltó profundidad.

El nivel de juego decreció y las posibilidades frente a ambas vallas disminuyeron. Boca, con un buen rendimiento del juvenil Federico Bravo, tuvo una en los pies del ingresado Sánchez Miño (que atajó Marchesín) y Lanús respondió con un disparo de Regueiro que controló bien el guardavallas local.

Así los minutos transcurrieron, el empate se selló y la igualdad quedó instalada como un resultado lógico.

Boca:Agustín Orión; Emiliano Albín, Matías Caruzzo, Guillermo Burdisso, Clemente Rodríguez; Guillermo Fernández, Federico Bravo, Walter Erviti; Román Riquelme; Sebastián Palacios y Nicolás Blandi.

DT:Carlos Bianchi

Cambios:En el segundo tiempo: 20m. Juan Manuel Sánchez Miño por Erviti y 30m. Juan Manuel Martínez por Palacios.

Lanús:Agustín Marchesín; Carlos Araujo, Paolo Goltz, Carlos Izquierdoz y Maximiliano Velázquez; Diego González y Víctor Ayala; Guido Pizarro, Silvio Romero y Mario Regueiro; Ismael Blanco.

DT:Guillermo Barros Schelotto

Cambios:En el segundo tiempo: 25m. Christian Chávez por Blanco y 45m. Leandro Díaz por Romero.

Fuente: Télam