El hombre de 56 años había guardado su vehículo nuevo en el garaje, pero en el momento de cerrar el portón fue sorprendido por delincuentes que le dispararon sin mediar palabra. Permanece internado en terapia intensiva.

Un arquitecto de 56 años fue herido de gravedad al ser baleado por delincuentes que intentaron asaltarlo en la puerta de su casa, de la localidad bonaerense de Bernal, partido de Quilmes.

El hecho ocurrió cerca de las 22 de ayer, frente a una vivienda ubicada en la esquina de 9 de Julio y Comodoro Rivadavia, al sur del conurbano.

Rodolfo Arzamendia, casado y padre de tres hijos, llegaba a su casa cuando un grupo de ladrones lo interceptó para robarle la camioneta Toyota Hilux que había comprado ese mismo día por la mañana.

Según los investigadores, el hombre logró ingresar su vehículo en el garage, pero en el momento que iba a cerrar el portón fue sorprendido por dos jóvenes que llegaron al lugar en un Ford Ka negro.

Los delincuentes le apuntaron con un arma y casi sin mediar palabra le dispararon un balazo a la altura del riñón, tras lo cual se subieron a la camioneta y escaparon.

El arquitecto fue trasladado al Hospital «Isidoro Iriarte» de Quilmes, donde cerca de la medianoche debió ser sometido a una delicada intervención quirúrgica. Por el momento, permanece internado en terapia intensiva.

Fuente: La Razón

Por Leo

Deja una respuesta