El cantante y su esposa, Raquel Perera, difundieron un comunicado y una foto del enlace. La ceremonia se celebró sin el conocimiento de ambas familias, que se sorprendieron al ver a la pareja ingresar al bautismo de su hijo de blanco.

Después de que se diera a conocer la noticia sobre que Alejandro Sanz y Raquel Perera contrajeron matrimonio el 23 de mayo en la más estricta intimidad en su casa de Extremadura, en una ceremonia en la que también bautizaron a su hijo Dylan, la pareja difundió un comunicado y una foto confirmando su enlace.

Pocos son los detalles que se conocen de la boda, pero según la fotografía, el blanco fue el color elegido por ambos. Traje y camisa inmaculada para él, y vestido de seda con cuello «halter», aderezado con pedrería para ella.

«Queremos confirmar y haceros partícipes a todos de la grata noticia de nuestro enlace matrimonial y compartir una imagen de ese día tan importante para nosotros”, comienza señalando el comunicado firmado por la pareja.

“Fue un día muy bonito, único y emotivo y todo transcurrió tal y como lo habíamos soñado. La ceremonia religiosa se realizó en la más estricta intimidad el 23 de mayo en Barcelona y fue el sábado 26 durante la celebración del bautizo de nuestro hijo Dylan, donde renovamos nuestros votos matrimoniales en presencia de nuestros seres queridos”, confirmó el matrimonio.

Las familias de la pareja no sabían nada de la boda. Al ingresar a la reunión se sorprendieron al ver al matrimonio vestido de banco con los dos hijos de Alejandro y el tercero que tienen en común.

(Fuente: EFE – Clarín)

Deja una respuesta